Cronica

Mundo completo de noticias

Guatemala debe resistir la intimidación de Beijing
Las noticias más importantes

Guatemala debe resistir la intimidación de Beijing

«Guatemala,» según Reuters, “está considerando desarrollar vínculos comerciales formales con China”. Sabemos lo que sucederá después. El Partido Comunista Chino hará lo que siempre hace e intentará condicionar las relaciones comerciales a la negación por parte de Guatemala de la legitimidad de Taiwán (así como a su apoyo a otros objetivos geopolíticos de China). La pregunta es: ¿sucumbirá Guatemala o el presidente Bernardo Arévalo resistirá la intimidación de Beijing?

Este es un momento crucial, porque Guatemala no es un país latinoamericano cualquiera; y el país más poblado del mundo en reconocer formalmente a Taiwán. Guatemala también se encuentra entre las últimas naciones de nuestra región que quedan en pie tras la campaña de presión sin precedentes de China contra las democracias en el hemisferio occidental.

Desde 2018, Beijing ha utilizado una combinación de soborno económico y presión internacional para obligar a El Salvador, Nicaragua, Panamá y Honduras (todos ellos alguna vez aliados diplomáticos de Taiwán) a traicionar al gobierno de la isla. Esto sería preocupante en el mejor de los casos, pero lo es especialmente ahora, cuando una China cada vez más asertiva utiliza su poder para someter a otras naciones a su voluntad.

El republicano Marco Rubio representa a Florida en el Senado de Estados Unidos.

Guatemala parece mantenerse firme. El mes pasado, Arévalo emitió una declaración reafirmando la amistad de 89 años de su país con Taiwán. Esto sigue los pasos del presidente paraguayo Santiago Peña, quien yo hice lo mismo el año pasado. La integridad de ambos líderes es digna de elogio, pero la presión adicional de China continúa y aumenta. Cualquiera que sea la tentación, Arévalo y Peña harían bien en resistirla, no sólo por el bien de Taiwán, sino por el suyo propio.

READ  Periodistas guatemaltecos protestan contra ataques a medios

Por un lado, los vínculos económicos con China no son tan buenos como parecen; Ciertamente no vale la pena cambiar la política exterior. A pesar de las promesas de Beijing a otros países de la región, la inversión directa de China en el hemisferio occidental se ha reducido a más de la mitad desde 2019, de un promedio anual de 14.200 millones de dólares a menos de 7.000 millones de dólares en 2022. Además, decenas de proyectos regionales financiados o contratados por China empresas, desde la red de carreteras de Costa Rica hasta el canal de Nicaragua y el sistema de metro de Bogotá, siguen sin terminar o sin iniciar.

Los guatemaltecos también deberían considerar que ceder a la presión de China es una señal de sumisión a Beijing. A lo largo de su historia imperial, China sólo ha controlado por la fuerza a estados extranjeros de forma intermitente. En la mayoría de los casos, obligó a los líderes extranjeros a humillarse, ofreciendo homenajes y cediendo simbólicamente la primacía de China. El Partido Comunista Chino renovó esta práctica bajo un disfraz marxista. Como un matón escolar que controla a los demás mediante el miedo y la fuerza de la personalidad, Beijing busca gobernar las naciones latinoamericanas, dictando su política exterior.

El primer paso para evitar que esto suceda es simplemente decir «no». Al seguir reconociendo a Taiwán frente a la presión de China, Guatemala reafirma su propia dignidad y soberanía. También mantiene bajo control el brutal totalitarismo y el desprecio por los derechos humanos de Beijing. Esto beneficiará a todos en nuestra región, incluido Estados Unidos. ¿Qué ganarían nuestras naciones si permitieran libremente que nos gobierne una de las dictaduras más represivas del mundo?

READ  Familias en zonas rurales de Guatemala huyen después de que grupo armado incendia casas

Guatemala debe permanecer fuerte y no ceder a las demandas de la China comunista. Hasta ahora, a Arévalo y su gobierno les ha ido bien con sus amigos en Taiwán, quienes son oprimidos diariamente por el ejército chino. Espero que Guatemala continúe apoyando a Taiwán y mantenga su reconocimiento, y también espero que Guatemala (y Paraguay) sirvan de inspiración para que otros hagan lo mismo.

El republicano Marco Rubio representa a Florida en el Senado de Estados Unidos. Este artículo fue publicado originalmente por Mundo ClaroReal y disponible a través de RealClearWire.

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

"Fanático del tocino. Amable evangelista zombi. Practicante del alcohol. Explorador. Entusiasta del café. Escritor. Se cae mucho".