noviembre 30, 2021

Cronica

Mundo completo de noticias

Los funcionarios de Biden tienen favoritos en la política guatemalteca, dicen los críticos

6 min read

Mientras que la Canal de EE. UU. Alrededor de $ 310 millones por América Central La tierra, los funcionarios y los expertos están divididos sobre si los dólares de los impuestos se desvían para impulsar una “revolución de izquierda” o para impulsar las reformas necesarias en los corruptos sistemas legales locales.

El Departamento de Estado dice que los fondos están destinados a promover la democracia y la seguridad en las fronteras.

El gobierno del presidente Joseph R. Biden Jr. está utilizando la ayuda exterior y una “agenda de izquierda” para subsidiar la “inestabilidad económica y la miseria” en Guatemala, dijo el analista guatemalteco Luis Figueroa y ex empresario estadounidense. Steve Hecht.

ellos citan un foro anticorrupción en Washington, DC, el mes pasado asistieron los exfuncionarios guatemaltecos Thelma Aldana y Juan Francisco Sandoval. Los funcionarios del Departamento de Estado elogiaron a Sandoval por procesar los casos de corrupción. Sin embargo, tanto Aldana como Sandoval había sido acusado por la Fiscal General de Guatemala, María Consuelo Porras.

Los dos exfuncionarios escaparon del procesamiento en casa al prolongar su estadía en Estados Unidos, que no hizo ningún esfuerzo por detenerlos o entregarlos a las autoridades guatemaltecas para su juicio.

En respuesta a la acusación de Porras contra Aldana y Sandoval, el Departamento de Estado denegó una visa estadounidense a Porras, quien no fue acusado de ningún delito en Guatemala o Estados Unidos. Además, algunos funcionarios estadounidenses elogiaron a Porras. La embajada de Estados Unidos la felicitó, y el Departamento de Justicia y la Agencia Antidrogas agradecieron a Porras por extradición de criminales a los EE. UU.

Sin embargo, el secretario de Estado Antony Binken lo nombró más tarde “actor corrupto. Porras había “obstruido las investigaciones sobre actos de corrupción al interferir con las investigaciones criminales”, dijo. Declaración de Blinken.

“Todo el mundo sabe que la pusieron en la lista de malos actores porque despidió a Sandoval”, dijo Hecht.

READ  Cómo ver una transmisión en vivo de la serie Gateshead Diamond League

Los funcionarios del Departamento de Estado señalan los comentarios de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (conocida como TU DICES) Administradora Samantha Power, lo que dije en un Diálogo Interamericano ceremonia en septiembre en la que a Porras se le negó la visa por “obstruir las investigaciones de corrupción” y por despedir a Sandoval, quien tiene un largo historial de izquierdas y fue acusado de corrupción.

Samantha Power es administradora de la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional. (Imágenes de Greg Nash-Pool / Getty)

Esto lleva a algunos observadores a creer que Estados Unidos está tomando partido en una lucha interna de derecha e izquierda en Guatemala. Pero los funcionarios del Departamento de Estado insisten en que solo están tratando de ayudar en los “esfuerzos anticorrupción” y promover “el estado de derecho”.

Porras fue nombrada para su cargo actual durante el mandato del ex presidente Jimmy Morales en 2018. Morales ‘ Frente de Convergencia Nacional fue fundada por un grupo de ex oficiales militares.

Sandoval se ha desempeñado como fiscal desde 2015. Durante su mandato, él y Aldana presentaron demandas por corrupción contra el expresidente Otto Pérez Molina, mientras que organizaciones cívicas como Semilla exigió su expulsión en tumultuosas protestas.

Después de ser reemplazada por Porras, Aldana presentó una candidatura presidencial con Semilla, pero un tribunal la descalificó. Semilla es consciente de las “odiosas desigualdades que genera un capitalismo descontrolado centrado en la acumulación de riqueza”, dice su local en la red de internet.

joder dicho su agencia sigue enfrentándose a la “presión” del Departamento de Estado, que según ella socava la erradicación de la corrupción.

María Consuelo Porras fue acusada de corrupción, pero ni Estados Unidos ni Guatemala la han acusado de ningún delito. (Dominio público)

“Sandoval era su criminal. Sabían que había cometido delitos, pero eso está en su agenda. Creen que estos crímenes están justificados por la pureza de su agenda y la crueldad de sus oponentes ”, dijo Hecht.

READ  El presidente de Guatemala prohíbe la mayoría de las protestas durante 15 días

“Guatemala nunca ha tenido el imperio de la ley”, dijo Hecht, “pero lo que Estados Unidos está haciendo no está ayudando”.

Esta batalla política se desató cuando Vicepresidenta de Estados Unidos, Kamala Harris y Administrator Power visitaron Guatemala en junio. Mientras los medios estadounidenses cubrían las palabras de Harris diciéndoles a los guatemaltecos “No vengas” a Estados Unidos sin una visa válida, las autoridades guatemaltecas notaron su conexión con Sandoval.

Poco después, Porras despidió a Sandoval, quien abandonó el país y ahora enfrenta cargos por extralimitarse en su autoridad. Pronto siguieron las sanciones de Estados Unidos contra Porras.

“Yo creo TU DICES y lo que yo llamo la oligarquía de los derechos humanos se ha estado preparando durante los últimos 10 años para un cambio revolucionario de gobierno sin necesidad de elecciones ”, dijo el analista político guatemalteco Luis Figueroa. “Al destituir a un presidente y un vicepresidente por cargos de corrupción, el Congreso elegiría sustitutos aceptables para aquellos grupos de presión que presionan por un cambio pero que no son elegidos por los votantes”.

La retórica anti-USAID “es absurda y solapada”, dijo. Justin Wolfe del Centro Roger Thayer Stone de Estudios Latinoamericanos de la Universidad de Tulane. “La CICIG [an independent anti-corruption commission] ha realizado un trabajo profundamente importante y se ha enfrentado a considerables esfuerzos para descarrilar sus esfuerzos. Guatemala ha sufrido y sigue sufriendo una terrible corrupción, y la administración de Jimmy Morales fue una de las peores en la memoria reciente, ciertamente desde el regreso de la democracia electoral en Guatemala ”.

“Estados Unidos ha apoyado durante mucho tiempo las grotescas violaciones de los derechos humanos y la corrupción en Guatemala, con el pretexto de mantener bajo control al comunismo”, dijo Wolfe. Citó el caso de las “acciones genocidas” del general Efraín Ríos Montt como presidente de Guatemala en 1982-1983, luego de tomar el poder mediante un golpe militar.

READ  Primer Ministro Briceño realiza primera visita oficial a Guatemala

Wolfe dice que quienes ahora se pronuncian en contra de la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala sancionada por la ONU, conocida casi universalmente por sus iniciales en español, el CICIG, y USAID apoyó ese régimen, sin proporcionar evidencia para tal afirmación.

Preocupaciones políticas

Otro orador en la conferencia de Washington fue Iván Velásquez, un jurista colombiano que encabezó la CICIG. También es una figura controvertida en Guatemala.

Hecht y Figueroa le dijeron a Zenger que Velásquez y su ahora cerrada CICIG siguen siendo divisivos en la política guatemalteca.

Iván Velázquez, jurista colombiano que encabezó la CICIG, desató polémica en Guatemala por presuntos abusos cometidos por la comisión. (Dominio público)

Hecht dijo que el Departamento de Estado y USAID, especialmente durante los años de Bush y Obama, y ​​nuevamente bajo el presidente Biden, aplicaron políticas en Guatemala y ampliamente en América Latina que “crean caos y promueven los objetivos de la izquierda”.

Hecht testificó en junio ante la Comisión Tom Lantos de Derechos Humanos de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, “[Ambassador Todd] Robinson usó a la CICIG como un ariete para tratar de cambiar la constitución de Guatemala y hacer una ley electoral en 2016. Esto fue posible porque el poder extraordinario de la CICIG derivó de su inmunidad diplomática y apoyo internacional, especialmente de Estados Unidos. Podía hacerle cualquier cosa ilegalmente a cualquiera y lo hizo. “

En 2019, una comisión parlamentaria guatemalteca escuchó testimonios de ciudadanos que alegaban abusos cometidos por la CICIG. El fiscal Velásquez denunció a la comisión, alegando que viola la separación constitucional de poderes y es “una injerencia ilegal del Poder Legislativo” en el ente autónomo. “El objetivo final de la comisión … es detener los casos (legales) que están en curso”, dijo Velásquez.

Hecht le dijo a Zenger: “Muchos guatemaltecos temen a la CICIG porque parece demandar a las personas que no están de acuerdo con ella”.

Editado por Melanie Slone y Kristen Butler

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Copyright © All rights reserved. | Newsphere by AF themes.