Cronica

Mundo completo de noticias

Elecciones en Guatemala: qué saber de los candidatos, temas y resultados
Mundo

Elecciones en Guatemala: qué saber de los candidatos, temas y resultados

Guatemala celebra una segunda vuelta de elecciones presidenciales el domingo, en la que un cruzado anticorrupción compite con una ex primera dama alineada con el establishment político conservador del país para liderar la nación más poblada de Centroamérica.

La votación se produce después de una tumultuosa primera vuelta en junio, en la que líderes judiciales excluyeron a varios candidatos considerados amenazas a las elites gobernantes del país.

Después de que el candidato insurgente anticorrupción Bernardo Arévalo avanzara inesperadamente a la segunda vuelta, las elecciones se perfilan como un posible momento histórico en el país más grande de Centroamérica, al mismo tiempo una importante fuente de migración hacia Estados Unidos y uno de los aliados de Estados Unidos. en la región.

La frágil democracia de Guatemala, repetidamente plagada de gobiernos envueltos en escándalos, ha pasado de ser pionera en estrategias anticorrupción a cerrar tales esfuerzos y obligar a jueces y fiscales a huir del país.

Esto es lo que debe saber sobre la votación del domingo.

Las descalificaciones de varios candidatos, en lugar de beneficiar a los candidatos preferidos del establishment, allanaron el camino para el activista anticorrupción, Sr. Arévalo. Su voto sorpresa en junio le permitió avanzar a la segunda vuelta.

Los esfuerzos posteriores para impedir que fuera ejecutado por un fiscal de alto rango -a quien Estados Unidos puso en una lista de funcionarios corruptos – también resultó contraproducente, ya que provocó llamados de figuras políticas guatemaltecas de todo el espectro ideológico para permitir que Arévalo permaneciera en la carrera.

Aun así, han surgido preocupaciones de que los partidarios de Sandra Torres, la ex primera dama que se postuló contra él, puedan interferir en la votación, especialmente en las zonas rurales, una posibilidad preocupante en un país donde los esfuerzos por manipular los resultados han empañado elecciones anteriores.

Mientras tanto investigación sugiere que Arévalo podría ganar de manera aplastante, el fiscal Rafael Curruchiche revivió en los últimos días su intento de suspender al partido de Arévalo.

Citando lo que el fiscal describió como irregularidades en el proceso de recolección de firmas para crear el partido, Curruchiche dijo que podría suspender el partido después de las elecciones del domingo y emitir órdenes de arresto para algunos de sus miembros.

READ  EE. UU. y Lituania entre los 10 países que apoyan la inclusión de Taiwán en la WHA

Si Arévalo ganara, tal medida debilitaría rápidamente su capacidad de gobernar. Hizo campaña contra estas tácticas y llamó la atención sobre una ofensiva judicial que obligó a decenas de fiscales y jueces anticorrupción a huir del país.

La administración Biden, junto con varios gobiernos latinoamericanos, ha instado a las autoridades guatemaltecas a no manipular los resultados electorales.

La carrera se desarrolló en medio de una represión por parte de la actual administración conservadora que apunta no sólo a fiscales y jueces, sino también a organizaciones sin fines de lucro y periodistas como José Rubén Zamora, editor de un importante periódico, quien fue sentenciado en junio a hasta seis años de prisión. prisión.

Aunque el presidente de Guatemala, el impopular líder Alejandro Giammattei, tiene prohibido por ley buscar la reelección, las preocupaciones sobre una deriva hacia el autoritarismo se han agudizado a medida que ha ampliado su influencia sobre las instituciones del país.

Bernardo Arévalo, de 64 años, un intelectual, es hijo de Juan José Arévalo, un ex presidente que todavía es famoso por crear el sistema de seguridad social de Guatemala y proteger la libertad de expresión. Después de que el ex líder se viera obligado a exiliarse en la década de 1950, Bernardo Arévalo nació en Uruguay y creció en Venezuela, Chile y México antes de regresar a Guatemala cuando era un adolescente.

Arévalo, un moderado que critica a gobiernos de izquierda como el de Nicaragua, es visto en la escena política conservadora de Guatemala como el candidato más progresista en llegar tan lejos desde que se restableció la democracia en 1985 después de más de tres décadas de gobierno militar.

Ha obtenido mucho apoyo de las ciudades y su partido está formado en gran medida por profesionales urbanos, como profesores universitarios e ingenieros.

Hizo de la lucha contra la corrupción y la impunidad una pieza central de su campaña. Pero se ha distanciado de rivales que buscan emular la represión contra las pandillas llevada a cabo por el presidente conservador del vecino El Salvador, Nayib Bukele, argumentando que los desafíos de seguridad de Guatemala son diferentes en tamaño y alcance, con la actividad de las pandillas concentrada en ciertas partes del país. Arévalo propone contratar miles de nuevos policías y mejorar la seguridad en las cárceles.

READ  Salud descubre variante del coronavirus del Reino Unido en Guatemala y así llegó al país

Arévalo prometió aliviar la pobreza en Guatemala, uno de los países más desiguales de América Latina, a través de un importante programa de creación de empleo destinado a mejorar las carreteras y otras infraestructuras. También prometió aumentar la producción agrícola proporcionando préstamos a bajo interés a los agricultores.

William López, de 34 años, un maestro de la Ciudad de Guatemala que trabaja en un call center, dijo que veía a Arévalo y su partido, Movimiento Semilla, como “una oportunidad para un cambio profundo, ya que han demostrado que no tienen esqueletos”. en el armario.»

Sandra Torres, de 67 años, es la ex esposa de Álvaro Colom, quien fue presidente de Guatemala de 2008 a 2012 y que falleció en enero, a los 71 años. Ha intentado repetidamente ganar la presidencia, incluido un intento de convertirse en su sucesora: en 2011, se divorció de Colom en un esfuerzo por eludir una ley que prohíbe a los familiares de un presidente postularse para cargos públicos.

Aunque se le prohibió participar en esa carrera, quedó segunda en las dos elecciones presidenciales más recientes. Tras el último, en 2019, fue detenida acusada de financiación ilícita de campaña y pasó algún tiempo bajo arresto domiciliario. Pero un juez desestimó el caso a finales del año pasado, despejando el camino para que ella se postulara.

Durante la campaña, obtuvo el apoyo de su partido, Unidad Nacional de la Esperanza, que está bien establecido en toda Guatemala y tiene muchos funcionarios locales en el cargo.

Expresó admiración por Bukele, el líder salvadoreño que supervisa la represión contra las pandillas. También prometió fortalecer la asistencia alimentaria y las transferencias de efectivo a las familias pobres, aprovechando su etapa como primera dama cuando era la cara visible de programas tan populares.

READ  Monte submarino gigante descubierto en Guatemala tiene casi el doble de altura que el edificio más alto del mundo | Titulares regionales/nacionales

Se cree que Torres está obteniendo buenos resultados entre los votantes rurales y las personas que trabajan en el sector informal.

“Me gustan sus propuestas para ayudar a los pobres”, dijo Magdalena Sag, de 30 años, una vendedora que participó en el evento de cierre de la campaña de Torres. «Guatemala tiene muchos desempleados que necesitan ayuda».

La infraestructura: Fuera de Ciudad de Guatemala, la capital, el país carece de carreteras pavimentadas y otras infraestructuras esenciales. Ambos candidatos propusieron construir miles de kilómetros de nuevas carreteras y mejorar las existentes. Ambos también prometieron construir la primera línea del metro de Ciudad de Guatemala.

Emigración: Los guatemaltecos se encuentran entre los grupos más grandes de inmigrantes a Estados Unidos. Varios factores impulsan la emigración, incluidas las bajas oportunidades económicas, extorsióncorrupción entre funcionarios públicos y delincuencia.

Delito: Las propuestas para emular la represión de El Salvador contra las pandillas reflejan un descontento latente con los niveles de crímenes violentos en Guatemala. El número de homicidios en Guatemala subió en 2022 por segundo año consecutivo, después de una relativa calma durante la pandemia.

Las urnas están abiertas de 9 a. m. a 8 p. m., hora del este, y se esperan resultados pocas horas después del cierre de las urnas.

Dado que ninguno de los dos candidatos actuales obtuvo más del 20 por ciento de los votos en junio, la segunda vuelta ofrece al ganador la oportunidad de obtener un sello de legitimidad. Pero la tasa de abstención, que fue de casi el 40 por ciento en la primera vuelta, será seguida de cerca por los grupos prodemocracia como una señal de desencanto generalizado con el sistema político de Guatemala.

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

"Académico apasionado del tocino. Amistoso especialista en Internet. Organizador. Adicto a la cultura pop. Practicante de comida incondicional".