Salud

Prometedora inmunoterapia ayuda a adultos con leucemia

Un tratamiento para el cáncer que altera genéticamente células inmunes ha sido exitoso en 71 por ciento de los pacientes adultos que padecen la forma más común de leucemia y para quienes habían fallado otros tratamientos, afirmaron investigadores estadounidenses el lunes.

El último estudio involucró a 24 adultos con edades comprendidas entre 40 y 73 años que padecían leucemia linfática crónica (CLL) que no había respondido a diferentes tratamientos y de quienes no se esperaba que vivieran por mucho tiempo.

Entre los tratamientos que habían fallado estaba el ibrutinib, un medicamento cancerígeno aprobado en 2014 para la CLL por la Agencia estadounidense de medicamentos (FDA) y que no había logrado parar el progreso de la enfermedad. Con terapias estándar, la expectativa de vida de estos pacientes es corta.

“No se sabía si alguna forma de inmunoterapia utilizando las células inmunes del paciente podría ayudar a su tratamiento”, explica el doctor Cameron Turtle, del centro de investigación del cáncer Fred Hutchinson en Seattle, Washington, y principal autor del estudio.

“Los resultados de nuestras pruebas clínicas con este tipo de inmunoterapia son muy prometedoras para personas con leucemia linfática crónica que no han respondido al ibrutinib”, agrega.

Este tratamiento incluye la remoción de células inmunes -llamadas linfocitos T- del paciente para modificarlas de modo que puedan reconocer un objetivo en la superficie de células leucémicas.

Estos linfocitos T modificados son entonces inyectados en la sangre del paciente y allí se multiplican, ubican y destruyen a las células cancerígenas.

17 de 24 pacientes (71%) vieron cómo su cáncer entró en remisión o desapareció luego de haber sido sometidos a este tratamiento.

Análisis en la médula ósea de doce de estos pacientes cuatro semanas después de haber recibido la inyección de linfocitos T modificados, demostró que en siete de ellos no quedaba evidencia de células cancerígenas. Y seis meses después el cáncer no había reaparecido en ninguno de ellos.

El 83% de ellos, sin embargo, experimentó efectos secundarios como inflamaciones con diversos grados de severidad. Dos pacientes debieron ser ingresados en terapia intensiva. Uno de ellos murió.

Existen alrededor de 20.000 nuevos casos de CLL cada año en Estados Unidos y 4.600 muertes asociadas a esta enfermedad, de acuerdo a la Sociedad de Cáncer de Estados Unidos.

ksh/jm/jbg/cd

Mas en Salud

La obesidad de niños y adolescentes se multiplicó por 10 en 40 años

Nobel de Medicina a tres estaodunidenses expertos en reloj biológico Nobel

En América se vive más pero aún se muere por enfermedades prevenibles, alerta OPS

Alzhéimer: mejora el diagnóstico pero sigue sin curación

Crean una sonda para detectar en diez segundos células cancerosas

Científicos holandeses revelan los límites de la longevidad humana

Según estudio recuperarse de una conmoción cerebral es más lento de lo que se creía

Las prótesis de bajo costo que vuelven a poner en pie a amputados en India

Según estudio la vitamina B3 podría prevenir abortos espontáneos

Una hormona abre una nueva esperanza para tratar el alzheimer

Mujeres con infección crónica de encías tienen más riesgo de padecer cáncer

La ortorexia, cuando comer sano te acaba enfermando

Disminuye concentración de espermatozoides entre hombres occidentales

Séptimo cielo y paraísos artificiales: los peligros del “chemsex”