Politica

No gustan mucho… de la prensa independiente

A unos presidentes les gusta la prensa, otros la toleran, pero la mayoría se disgusta con ella. Algunos llegan al extremo de acosarla, intentando acallarla. Se trata de la prensa independiente, que siempre pierde, en la simpatía de los gobernantes, ante la prensa complaciente, que alaba, esconde la realidad y se pliega a ellos.
Redacción Crónica
La Constitución, la Ley de Emisión del Pensamiento y los tratados internacionales garantizan el libre ejercicio periodístico en el país; pero, en la práctica, la labor de informar no es sencilla, entre otras cosas, porque los gobernantes se vuelven intolerantes, ya que fácilmente se publican las críticas y salen a luz irregularidades de sus administraciones.
Casi todos los presidentes, desde Vinicio Cerezo a la fecha, han tenido confrontaciones con la prensa independiente, mientras reciben el apoyo del poderoso grupo del monopolio de la televisión abierta. A continuación, presentamos un breve análisis sobre el comportamiento con la prensa de cada uno de los presidentes desde 1986.

Vinicio-Cerezo2 (3)
Demócrata limitado. Vinicio Cerezo
(1986-1991):
6 puntos
Llegó a la Presidencia con amplia representatividad popular y con lo que podría llamarse buena prensa. En términos generales, tuvo un comportamiento de respeto y hasta de acercamiento. Su tolerancia fue una de las características de su Gobierno. Se recuerda su famosa frase, de que las protestas y críticas son la música de la democracia.
Sin embargo, pagó demasiado caro los favores de la televisión y de Ángel González. El cierre de dos telenoticieros independientes –7Días y Aquí el Mundo– fue una sombra para su administración en materia de libertad de expresión. Demócrata, sí; pero a veces limitado por él mismo.

 

Jorge-Serrano2 (3)

Dictador en ciernes. Jorge Serrano
(1991-1993):
0 puntos
Basta con recordar que en su fallido intento de golpe de Estado, lo primero que hizo fue derogar la Constitución y, específicamente, el artículo 35, sobre Libertad de Emisión del Pensamiento. Ordenó la censura de toda la prensa nacional, menos la que se plegaba a su mandato.
Como político acudió a los medios de prensa independientes, siempre en búsqueda de espacios; pero ya en el poder, se molestaba y hasta amenazaba y enfrentaba a periodistas que criticaban sus decisiones y políticas.

 

Ramiro-de-León-Carpio (3)
Presidente de ocasión. Ramiro de León
(1993-1996):
8 puntos
Su Presidencia fue producto del fracaso de Serrano. Su formación de hombre de los derechos humanos –entre los que se incluye la libertad de expresión– le hizo ser respetuoso y hasta amigo de la prensa, a la que tomaba como referencia para corregir los errores que le señalaban.
Como todos los presidentes, tuvo el apoyo incondicional de la televisión abierta y sus medios de prensa, pero respetó a la independiente. En cierta ocasión, explicó que su mejor aliado para saber lo que está pasando, fue la prensa. Muchas de sus acciones para corregir situaciones, partieron de la denuncia pública en algún periódico.

 

Álvaro-Arzú-2 (3)

Intolerante y ególatra. Álvaro Arzú
(1996-2000):
1 punto
Posiblemente el presidente más prepotente e intolerante de la era democrática actual. A las pocas semanas de asumir, sus asesores acusaron de intento de magnicidio a un pobre lechero, Pedro Sas Rompich, quien fue asesinado cuando su vehículo estuvo a punto de golpear a un caballo de la comitiva presidencial cuando paseaba en las afueras de Antigua Guatemala. La prensa publicó la noticia tal como fue y, desde entonces, nunca tuvo buenas relaciones con el mandatario.
La prensa independiente publicó sobre la corrupción y tráfico de influencias en su administración, principalmente en las privatizaciones y concesiones que otorgó, siempre con total opacidad. La transparencia en su Gobierno brilló por su ausencia.
Su frase de a la prensa se le paga o se le pega, la mantuvo vigente. Peleó con la prensa independiente, mientras que le pagó todos los favores a la televisión abierta, modificando leyes para favorecer a González, a quien le concedió nuevas frecuencias y millonarios contratos publicitarios.
Hizo un cerco comercial contra la revista Crónica, y los diarios elPeriódico y Prensa Libre. Crónica debió cambiar de manos por ese boicot.

 

Alfonso-Portillo-y-Francisco-Reyes (3)

Victimización,
su marca.
Alfonso Portillo
(2000-2004):
3 puntos
Menos prepotente, pero igual de intolerante. La prensa descubrió múltiples actos de corrupción en su administración y pronto tuvo confrontaciones, incluso con el apoyo de la televisión, para atacar a la prensa escrita, particularmente Prensa Libre. Firmó la Declaración de Chapultepec de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP), pero no llegó a respetar ninguno de los principios que contempla.
El partido de Gobierno, el Frente
Republicano Guatemalteco (FRG),
intentó legislar en un par de ocasiones para restringir la libertad de prensa, pero encontró férreo rechazo de la opinión pública y de otros partidos políticos.
Tuvo y ha tenido la suerte de que el apoyo de la televisión abierta nunca presentó esa corrupción que le ha rodeado, por la que ha sido acusado y condenado –tras confesar uno de los muchos casos–. Además de otros pagos que hizo al Ángel de la democracia, Portillo entregó las últimas dos frecuencias de televisión VHF antes de salir, para que se mantuviera el monopolio. Canal 5 se lo entregó a la Academia de las Lenguas Mayas, sabiendo que no cuenta con recursos para poner al aire la frecuencia. Canal 9 lo dio al Congreso. Así aseguraba que no hubiera competencia para González.

 

Oscar-Berger-y-Eduardo-Stein (3)

Evitado de pleitos.
Óscar Berger
(2004-2008):
6 puntos
Después de dos períodos como alcalde capitalino, Berger conocía de la importancia de la prensa y, en términos generales, mantuvo una actitud de respeto. No le gustaban las críticas, pero no actuaba en contra de los medios.
Sin embargo, al igual que sus antecesores y quienes después le siguieron en el cargo, mantuvo una buena relación con la prensa que no es independiente, por ser –los canales– más amigables hacia el Gobierno.

 

Alvaro-Colom-y-Rafael-Espada (3)

Sin política definida.
Álvaro Colom
(2008-2012):
6 puntos
No asumió posiciones confrontativas
con la prensa. En cambio sí lo hizo su esposa Sandra Torres, quien era conocida en los medios por sus constantes quejas y hasta regaños, en los casos en que los periodistas lo permitían. La mayoría de las veces su actitud era rechazada y denunciada públicamente.
Se aprobó la Ley de Acceso a la Información con la aceptación de Colom, a pesar de ser una iniciativa que provenía de la oposición.
Tal vez ha sido el Gobierno que ha tenido más altibajos en su relación con González y los canales, producto también de las actitudes de la primera
dama.

 

PTR_0448-Edit (3)

El actual.
Otto Pérez
(2012-2016):
4 puntos
El acoso contra el
diario elPeriódico ha marcado a su Gobierno. Estuvo a punto de firmar la
Declaración de Chapultepec, pero canceló la reunión con la SIP a último momento.
Quien más tensas puso siempre las relaciones Gobierno-prensa independiente, fue Roxana Baldetti , cuando era vicepresidenta.

También ella era el contacto con los canales para hacer grandes negocios de publicidad y mantener las coberturas siempre favorables al oficialismo.
En resumen, muchas sombras y pocas luces. Los gobernantes caen en la tentación de intentar controlar la información.

Cuando encuentran una vigorosa prensa independiente, recurren a la prensa dócil que siempre está plegada al oficialismo.

Comentarios

comentarios

Mas en Politica

dipucacos-en-accion

LaRed: ¡Cuchubal!

jimmymeme

Reformas en suspenso y con mal sabor de boca

la-red

LaRed: ¡Chajalele!

15032885_1442307739131761_2591066909168166180_n

¿Qué tanto están preocupadas las iglesias por la política?

firma-convenio-interinstitucional

Instituciones firman convenio para fiscalizar finanzas de los partidos políticos

4m6a9604

Óscar Chinchilla: “La clase política ha defraudado al pueblo”

4m6a9134

Congreso se queda sin oposición

meme-la-red

LaRed: ¡Shucaque!

pag-04-f06

Cierran proceso penal contra Ríos Montt por incapacidad mental

f-caso-tcq

Jefes de bloque se reúnen en Casa Presidencial para discutir sobre TCQ

4m6a9360

Los cinco retos para el Congreso con nuevo presidente y Junta Directiva

congreso-web-1024x687

Pleno del Congreso comienza discusión sobre reformas constitucionales