LaRed: ¡Agarrá la onda!:

Expresión chapina que se le dice a una persona para que entienda, que siga la corriente, se comporte como debe ser o se quiere que sea.

Por Crispino Picón Rojas  

Esta Guatechula, sigue dando tumbos, simplemente, porque hace falta que, como dicen los patojos, medio mundo agarre la onda, empezando por el Presidente, su gabinete de ministros y funcionarios, así como los dipucacos —perdón, diputados—magistrados y jueces, entre otros que están llamados a servir y no a servirse del Estado.

En la asamblea semanal con mis colegas meseros en La Red, salió a relucir, lo que cuando ellos paran orejas en las reuniones o eventos que atienden para estos especiales ejemplares, que algunos andan más perdidos que la hija de La Llorona con sus chambas, mientras que otros están que solo ganas para entrarle al business.

El simpático presi Jimmy Morales, sí se puso la camiseta —literalmente—, y en medio de gritos y toda la algarabía que se produjo el Santo Viernes, cuando ¡por fin! la Sele sacó pecho para dejar 2-0 a los gringos en el Mateo Flores, agarró su celular para hacer tres llamadas: al director de Migración, Luis Eduardo Gómez, y a su homólogo de la Corte Suprema de Justicia, Ranulfo Rafael Rojas, a los que les dijo lo mismo: ¡agarrá la onda! y luego, nada menos que al embajador de los USA, Todd Robinson, quien creyó que podría estar unos días tranquilo por el viaje a Marruecos de Mario Taracena, quien lo vive citando y metiendo en clavos que luego tiene que explicar en entrevistas.

Las tres llamadas eran para que cada uno de los personajes se pusiera las pilas y se unieran esfuerzos para que pudieran viajar a los Yunaites los seleccionados: Carlos El Pescado Ruiz —por arraigo— y Hamilton López —por falta de visa—.  No sabemos si fue por las llamaditas, pero lo que sí es cierto, es que las cosas caminaron muy rápido.  Se ve que el presi está aprendiendo rápido cómo utilizar los hilos del poder.

Y hablando de Taracena, parece que su descanso le sentó bien, pero lo que le espera es un puro chaparrón.

Resulta que en una casa en la carretera a El Salvador, se reunieron, por iniciativa de Orlando Blanco (UNE), los jefes de bloque más copetudos, precisamente, para tratar un tema espinoso: como ponerle un alto al presi del Legislativo.  Los asistentes, entre ellos el anfitrión de la noche, fueron los diputados Javier Hernández (FCN-Nación), Mynor Enrique Cappa (Todos), Alvarito Arzú (PU), Boris Bobby España (Reformador) y otro diputado que ni siquiera pudo ser identificado; así será de conocido el pobre cuate.

Pues bien, Blanco dijo que, aunque Marito es de su partido, reconoce que se le ha ido la chaveta, y hay que ponerlo en orden, porque el cuate no agarra la onda. Y ese era el motivo de la reunión.  Al parecer, no le irá bien a Súper Mario porque se ha peleado con Raymundo y todo el mundo.

La conclusión a la que llegaron, es que hay que decirle ¡agarrá la onda!, pero eso sí, tiene que ser con hechos y no con palabras, porque a la hora de abrir la boca nadie le gana, reconocieron.

El que tuvo que salir también con la misma cantaleta de ¡agarrá la onda! es el presidente del Organismo Judicial, Ranulfo Rafael Rojas, porque se enteró de que los llamados operadores de la impunidad, se habían contactado con algunos de los miembros de la Corte Suprema de Justicia para que le dieran una manita al impresentable Godofredo Gudy Rivera, quien, cuerudo que es, pretendía que le mantuvieran el antejuicio cuando ya ni dipucaco es.  Lo bueno es que la intervención de Rojas fue oportuna y el amigo de Roxana Baldetti se quedó con los colochos hechos y deberá enfrentar el cargo de tráfico de influencias.

Desde donde salen muchos gritos de ¡agarrá la onda!, es de la cárcel del Cuartel Mariscal Zavala, porque varios de los reclusos copetudos, que están detenidos junto al presidente Otto Pérez Molina, hacen a diario llamadas a los operadores Gustavo Herrera y Roberto López Villatoro —el Rey del Tenis, para que se pongan pilas con los casos judiciales de La Línea, IGSS, Negociantes de la Salud, y algunos otros, en los que se necesita de influencias para devolver el orden jurídico, según un abogado del exgobernante.

En fin, mis queridos lectores, la moda ahora es ¡agarrá la onda!, porque hay muchos estilos que se están usando entre la clase política, algunos nuevos y otros viejos, pero todos apuntan, lamentablemente, a la misma dirección.

 

Comentarios

comentarios

Mas en Politica

lared

LaRed: ¡Choyudos!

dipucacos-en-accion

LaRed: ¡Cuchubal!

jimmymeme

Reformas en suspenso y con mal sabor de boca

la-red

LaRed: ¡Chajalele!

15032885_1442307739131761_2591066909168166180_n

¿Qué tanto están preocupadas las iglesias por la política?

firma-convenio-interinstitucional

Instituciones firman convenio para fiscalizar finanzas de los partidos políticos

4m6a9604

Óscar Chinchilla: “La clase política ha defraudado al pueblo”

4m6a9134

Congreso se queda sin oposición

meme-la-red

LaRed: ¡Shucaque!

pag-04-f06

Cierran proceso penal contra Ríos Montt por incapacidad mental

f-caso-tcq

Jefes de bloque se reúnen en Casa Presidencial para discutir sobre TCQ

4m6a9360

Los cinco retos para el Congreso con nuevo presidente y Junta Directiva