Politica

LA CAPITAL VOTÓ DURO CONTRA LA CORRUPCIÓN

Aunque esta no es una característica exclusiva del comportamiento electoral de los capitalinos, analistas consultados creen que fue aquí, en la metrópoli central, donde los comicios se definieron con mayor intensidad, por el rechazo al saqueo del Estado. Al menos, al compararla con los datos de toda la República.
Ronald Mendoza, / rmendoza@cronica.com.gt
Un ligero vistazo a los resultados electorales en el municipio de Guatemala permite entrever cómo, en esta jurisdicción, las Elecciones Generales y al Parlamento Centroamericano 2015 fueron conquistadas por el intenso sentimiento anticorrupción que los citadinos hicieron muy propio en los 5 meses previos a los comicios y que terminó dando el éxito relativo a ofertas electorales que les otorgaron, a criterio de los electores, mayor garantía de transparencia e idoneidad o a aquellas que tienen una conocida trayectoria en la lucha contra la opacidad en el manejo de los recursos públicos.
Esto hizo entonces que, en la capital guatemalteca, algunos candidatos y partidos alcanzaran una victoria nunca esperada -o al menos no en el grado que la obtuvieron- y que los cantados vencedores fueran desplazados a últimas instancias o simplemente no figuraran en los principales conteos.
¿Quiere un ejemplo?

En la ciudad capital la presidenciable de la Unidad Nacional de la Esperanza (UNE), Sandra Torres, que pasó al balotaje luego de una cerrada lucha, voto a voto, que duró varios días con Manuel Baldizón, de Libertad Democrática Renovada (Líder), solo obtuvo el 6.38 por ciento de los sufragios, y el candidato de Líder 5.12 por ciento. Quedando, de hecho, en el municipio más importante del país, la UNE y Líder, fuera de los dos primeros lugares.
En cambio, quienes sí lograron capitalizar desmedidamente el beneplácito de los votantes en este distrito fueron el aspirante del Frente de Convergencia Nacional (FCN-Nación), Jimmy Morales, y Alejandro Giammattei, del partido Fuerza, quienes sumaron el 28.56 por ciento y el 24.73 por ciento de los sufragios del Distrito Central, muy por arriba, en ambos casos, de los resultados obtenidos a nivel nacional.
Votación por diputados
El comportamiento en el caso de la votación para diputados al Congreso de la República fue un tanto similar a lo que ocurrió con los candidatos a la Presidencia de la República. Encuentro por Guatemala (EG), FCN-Nación, Visión con Valores (VIVA), la coalición Compromiso Renovación y Orden y Partido Unionista (Creo-PU), y TODOS, resultaron ser las organizaciones políticas más votadas por los capitalinos para la integración del Legislativo, tanto por lista nacional, como distritales.
Mientras la tendencia nacional -e incluso, en alguna medida la observada en el distrito del departamento de Guatemala- fue diametralmente opuesta: Líder, UNE, TODOS y el Partido Patriota (PP) se coronaron como los grandes vencedores para el Legislativo.
Así, el apoyo de la urbe guatemalteca benefició, sin duda alguna, la permanencia o el crecimiento en el Congreso de las primeras bancadas citadas. Esto quedó de manifiesto en un tuit de la congresista Nineth Montenegro, de EG: en la Guatemala profunda, en relación a diputados, volvieron a ganar los partidos con prácticas clientelares. Valoro el apoyo de la capital.
Con todo, el caso especial a la pauta observada en los comicios presidenciales y de diputados en la metrópoli central fue el de la elección municipal, donde Álvaro Arzú resultó vencedor por cuarta ocasión consecutiva: esto a pesar de que se ha cuestionado insistentemente su deficiente transparencia en el manejo de los recursos ediles.
Tal parece entonces que el comportamiento electoral de los capitalinos en las urnas, mayoritariamente, estuvo inclinado a convertirse en una declaración de no más corrupción o de rechazo a la clase política tradicional vinculada a partidos de grandes estructuras, más propensos a la búsqueda de impunidad, que a la consolidación del Estado guatemalteco.
Más informados
El analista independiente Alejandro Quinteros asegura que los resultados no son más que la configuración del deseo ciudadano del distrito central por buscar mejores opciones entre lo que teníamos para elegir. Opciones que presentaran propuestas más formales y mejor trayectoria. Este esfuerzo fue posible también gracias a la facilidad con que la información fluyó en la ciudad, lo cual aún es muy distinto en la provincia.
Asimismo, el profesional hizo énfasis en las condiciones socioeconómicas de los habitantes de la capital guatemalteca y la de aquellas personas que residen en otros apartados de la República, lo cual, dijo, es un elemento condicionante del comportamiento electoral de los guatemaltecos el día de las votaciones.
Existen diferencias abismales en la actitud del ciudadano que está en el área urbana versus el ciudadano que está en el área más rural, en parte por el nivel socioeconómico de las personas, lo cual condiciona las motivaciones del por qué ir a votar o el por quién votar. Hay otra visión, dadas las necesidades particulares de cada segmento poblacional en relación a su estatus económico, puntualiza Quinteros.
Ángel Ramírez, de Congreso Transparente (CT), está de acuerdo con lo planteado hasta aquí; sin embargo, aclara que, además del rechazo a la corrupción o a la clase política tradicional, que pueden significar los resultados electorales en la ciudad de Guatemala, también existe un elemento ligado a la estructura y tamaño de la organización partidaria que influyó en la forma como se saldaron los comicios en la capital.
Creo que el desdén fue principalmente contra los partidos mayoritarios, por representar estos, con sus grandes estructuras, mayores espacios de corrupción y de garantía de impunidad, pues es más fácil que un partido grande cubra sus actos de corruptela a través de diferentes estrategias, a que lo haga un partido minoritario que no tiene mayores y complejas redes que esconden sus amaños, precisa Ramirez.
Las cosas así, los consultados consideran que inevitablemente el voto, más que nunca, representó para los capitalinos un posicionamiento claro frente a la corrupción y los partidos políticos que solapan tales prácticas. Postura exacerbada en alguna medida por el contexto de crisis en el que se desarrollaron las elecciones.
Lo electores capitalinos decidieron castigar a los partidos políticos tradicionales y a los que postularon a candidatos sindicados de diversos delitos.

Comentarios

comentarios

Mas en Politica

dipucacos-en-accion

LaRed: ¡Cuchubal!

jimmymeme

Reformas en suspenso y con mal sabor de boca

la-red

LaRed: ¡Chajalele!

15032885_1442307739131761_2591066909168166180_n

¿Qué tanto están preocupadas las iglesias por la política?

firma-convenio-interinstitucional

Instituciones firman convenio para fiscalizar finanzas de los partidos políticos

4m6a9604

Óscar Chinchilla: “La clase política ha defraudado al pueblo”

4m6a9134

Congreso se queda sin oposición

meme-la-red

LaRed: ¡Shucaque!

pag-04-f06

Cierran proceso penal contra Ríos Montt por incapacidad mental

f-caso-tcq

Jefes de bloque se reúnen en Casa Presidencial para discutir sobre TCQ

4m6a9360

Los cinco retos para el Congreso con nuevo presidente y Junta Directiva

congreso-web-1024x687

Pleno del Congreso comienza discusión sobre reformas constitucionales