Internacional

Piden a neoyorquinos no salir de casa por la peor tormenta de nieve

La ciudad de Nueva York amaneció este sábado totalmente nevada por la primera tormenta invernal fuerte que sufre la ciudad, con advertencias de las autoridades para que la gente no salga de casa y así evitar problemas por el impacto del temporal.

De acuerdo con testimonios, la nieve comenzó a caer hacia la medianoche y ocho horas después se habían acumulado cerca de la mitad de lo que se prevé caerá durante la jornada, entre 30 y 45 centímetros.

Mientras tanto, la circulación de vehículos a primera hora del sábado era reducido,  porque la tormenta llegó en el comienzo del fin de semana y también por los llamamientos hechos por las autoridades en las últimas horas para que los neoyorquinos no salgan al menos que tengan urgencias.

En el centro de la isla de Manhattan se registraba una temperatura de -4 grados centígrados, con una sensación térmica de -16, con vientos de 32 kilómetros por hora y rachas de 54 km/h.  En las zonas del sureste de Nueva York, más expuestas al Atlántico, se esperaban vientos de hasta 80 kilómetros por hora, con olas de entre 60 y 150 centímetros.

La tormenta llegó procedente de Washington, y se encontraba ahora tocando de pleno en Nueva York, con una trayectoria que comenzaba a afectar ligeramente a Boston, al noreste de la ciudad, perdiendo fuerza en la zona de la capital estadounidense.

El alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, ofrecerá una rueda de prensa hacia las 11.00 hora local (16.00 GMT) y una hora antes hará lo mismo el gobernador del estado, Andrew Cuomo, en medio de lo que será la peor tormenta de nieve desde 1922.

Está declarado el estado de emergencia en el estado y en la ciudad, adoptado tanto por Cuomo como por De Blasio.

En declaraciones a la cadena CNN, el gobernador justificó esa decisión con el objetivo de dar más control a las autoridades para realizar los trabajos de los equipos de emergencia.

Cuomo destacó la preocupación de las autoridades por la zona de Long Island, situada al este de Nueva York y la más expuesta al Atlántico.

El 27 de enero del año pasado Nueva York quedó prácticamente paralizada por una fuerte tormenta de nieve que obligó a las autoridades a interrumpir el servicio público de transporte y permitir solo la circulación de vehículos de emergencia.

Esas medidas fueron muy criticadas entonces por los medios de comunicación, porque resultaron exageradas, pero las autoridades dijeron que se habían adoptado porque se esperaban unos efectos muy superiores a los que hubo finalmente. Con información de CNN y agencias.

Mas en Internacional

Recortes de Trump a la ONU imposibilitan programas de la ONU

El papa Francisco recibe a Trump; encuentro para limar asperezas

Hallan cuatro alpinistas muertos en el Everest

Los héroes del atentado de Mánchester: dos personas sin hogar

Sandro Rosell, expresidente del Barça, detenido por blanqueo de capitales

Jefe de inteligencia (EEUU) guarda silencio sobre presión de Trump

Mánchester desafía a la tragedia y se vuelca en ayudar

Sospechoso del ataque suicida de Manchester tenía orígenes libios

Trump: lucha contra terrorismo “no es batalla entre religiones”

“#Resistencia”: Más de 200.000 personas protestan contra Maduro

Oposición venezolana marcha para mostrar “fuerza” en las calles

Trump ya está en Arabia Saudita, su primera parada en gira internacional