Parece que ya tenemos solución al rompecabezas de la portería del Chelsea, que dejará salir a Thibaut Courtois al Real Madrid antes de que expire su contrato en 2019. Y curiosamente su sucesor en Stamford Bridge será el portero que estuvo a punto de ser blanco en enero.

Zinedine Zidane frenó la llegada de Kepa Arrizabalaga entonces, que acabó renovando con una cláusula de rescisión de 80 M€ con el Athletic de Bilbao. Es la suma de dinero que ahora pagará la escuadra de Stamford Bridge por él mañana, según acaba de avanzar Onda Cero.

Será por tanto el momento en el que se pueda dar vía libre a la marcha del belga al cuadro merengue, ya que hoy no ha vuelto a entrenarse y se le ha abierto expediente. Y a sus 23 años, el vasco hace las maletas para defender una de las porterías más codiciadas de Inglaterra, la de todo un grande de la Premier como es este club londinense.

En una operación relámpago que no admitirá contestación, pues los vascos no negocian por sus estrellas y siempre se remiten a sus cláusulas de rescisión, los campeones de Inglaterra de 2017 podrán al fin dar carpetazo al problema de la portería.

Ver imagen en Twitter