Economia y empresas

“Este Gobierno sigue improvisando y no ha dado resultados” 

Conversatorio con Jorge Briz, presidente de la Cámara de Comercio de Guatemala.

No sirve de nada tener voluntad para hacer las cosas, cuando no hay resultados, de buenas intenciones está plagado el camino al infierno, así no vamos a poder combatir la pobreza, la miseria y los grandes problemas que afronta Guatemala, afirma el líder empresarial, al opinar sobre la gestión del actual gobierno de Jimmy Morales.


¿Cuál es su evaluación sobre el país, en el te­ma de seguridad, educación y salud?

Guatemala, para nadie escapa, está enfrentando problemas importantes al mencionar estas tres áreas involucradas con el desarrollo de la nación, existen grandes deficiencias.

Y no solo es de percepción sino de realidad, de cómo se están presentando los servicios. En el tema de salud; por ejemplo, al escuchar las declaraciones de la ministra de salud cuando asumió el cargo, dijo que estaban realizando un inventario de cuánto personal laboraba en la institución. Luego dijo que podrían ser 33 mil o 52 mil, o sea que son datos que ni el mismo ministerio sabía, imagínese usted, una ministra y un gobierno que lleva siete meses y que mantiene un error de 19 mil empleados; que no tienen seguridad de si están laborando, pero que sí saben que están devengando su salario.

Este dato es gravísimo, pero, además, la funcionara menciona que el 45 por ciento del personal se encuentra en el área administrativa, en el nivel central, o sea que es un 45 por ciento de trabajadores que no le brindan servicio a los guatemaltecos.

¿Qué otras deficiencias existen?

Cuando el señor Presidente de la Republica presentó su iniciativa de reforma tributaria, ese mismo día se encontraban bloqueadas todas las aduanas terrestres y marítimas del país, las principales vías de comunicación y el Aeropuerto Internacional Mundo Maya, y quienes bloqueaban eran personas involucra­das con los ministerios de Salud y Educación; entonces, la pregunta es, por un lado, quieren más recursos y ni siquiera ponen en orden a las dependencias del Gobierno.

Con todos esos bloqueos, que según afirma el mismo Presidente van más de 150 ilegales en su mandato, ¿qué han hecho?, nada, entonces, cuál es el mensaje de certeza jurídica de que en Guatemala se respetan las leyes y se respetan las garantías constitucionales.

¿Qué opina de que los sindicatos tengan el poder de paralizar el país?

Es la misma práctica y no hay autoridad, hemos planteado varios recursos de amparo ante la CC y los han declarado con lugar, para garantizar que se deben preservar las garantías de libre locomoción, y le han ordenado al Presidente de la República, al ministro de Gobernación y jefe de la policía, que procedan de inmediato a garantizar la libre locomoción de las personas, pero no han hecho nada.

Se menciona que en este Gobierno no se perci­be la transparencia y la eficiencia del gasto pú­blico como se dijo en discursos, ¿qué opina?

Yo no tengo la menor duda de que el presidente tiene la voluntad de hacer bien las cosas, pero el problema es que se ha quedado en voluntad, pues ¿cuáles son los resultados?, seguimos con presupuestos aumentados y la población no percibe en su mayoría un beneficio de la gestión gubernamental; como otro ejemplo, vea usted cómo está la infraestructura vial, total­mente abandonada, ni siquiera han quitado la maleza, se sigue destruyendo y no hacen nada.

Hay voluntad, pero sin resultados, ¿de quién depende esa responsabilidad?

De nada sirve que exista la voluntad sino logran ejecutar correctamente, y creo que si uno asu­me la responsabilidad de gobernar una nación, y eso va para los distintos organismos del Estado, debe hacer lo mejor para que se logren las metas propuestas, pero, como bien dicen, de buenas intenciones está plagado el camino al infierno.

“No tengo la menor duda de que el Presidente tiene voluntad de hacer bien las cosas, pero el problema es que se ha quedado en voluntad, pues a la fecha no hay resultados, destaca Briz.

Es evidente que con buenas intenciones no vamos a combatir la pobreza, la miseria y los grandes problemas que estamos enfrentando.

Hablando del tema político, ¿usted cree que se está haciendo una nueva política o es la política del pasado?

No me pregunte si es vieja o nueva, lo que es un hecho es que es una política desastrosa, Guatemala necesita mejorar en todas las áreas de acción, y soy consciente de que no solo es tarea del Estado sino de todos los guatemalte­cos, pero la responsabilidad del Gobierno es crear las condiciones adecuadas para podernos desarrollar, generar progreso y bienestar para todos, que son condiciones que hoy no se dan en el país.

Es una política desastrosa, no me importa si es nueva o vieja, lo que se espera son resulta­dos, desafortunadamente no los percibimos, significa que la política que se está aplicando no está bien.

¿Qué opina sobre la reforma fiscal que retiró Jimmy Morales, cómo evalúa el tema?

El resultado fue ese sentimiento de los guatemal­tecos, de ver la incapacidad en el accionar de las autoridades, la Cámara de Comercio por muchos años ha propuesto una reforma fiscal integral, que sea simple, que corresponda a todos los niveles económicos sociales, tarifas sociales, accesibles, que no solo lleven recursos suficientes al Estado sino que promueva la inversión y el desarrollo nacional; desafortunadamente las leyes que hoy tenemos son muy complejas, discrecionales y muchas veces se cometen arbitrariedades, es claro que necesitamos una reforma bien elaborada.

Por otro lado, autoridades internacionales han establecido que el 70 por ciento de la economía es informal, una cifra muy elevada, y en esa eco­nomía incluye a grandes, medianas y pequeñas empresas de todos los sectores. Las leyes fiscales que tenemos son excluyentes por esa misma complejidad, en lugar de ser incluyentes, todos los guatemaltecos deberían estar incluidos en los temas fiscales.

¿Cree que el Gobierno podría presentar otra reforma fiscal?

Desconozco la mentalidad de este Gobierno, si presentará o no una reforma fiscal, pero es un hecho que no puede seguir improvisando de esa manera, porque se manda un mensaje negativo a los agentes económicos. En un país como Guatemala, sino se manda un mensaje de estabilidad, de certeza jurídica y reglas cla­ras, va a ser muy difícil que los guatemaltecos y extranjeros invirtamos en el país.

Algunos manifiestan su decepción por haber votado a favor de Jimmy Morales, ¿cómo puede reivindicar el camino el mandatario?

Lo que queremos ver en nuestros gobernantes es disciplina, estrategias de trabajo, planes concretos, resultados de su gestión, trabajo eficiente, honesto, y todo esto conlleva también a tener proyectos a corto, mediano y largo pla­zo. De lo contrario, es lo que se percibe ahora, porque todo el país está tomado por hechos delincuenciales y bloqueos, y la autoridad no hace nada, la red vial del país está abandonada, los hospitales y escuelas, lejos de mejorar, están más deficientes; eso sin duda genera decep­ción y desencanto. Sin embargo, el presidente y su gobierno todavía tiene el tiempo para hacer las cosas bien, esmerarse en todas las áreas que corresponden y dar una respuesta positiva a las legítimas aspiraciones de los guatemaltecos.

Otros dicen que se equivocaron al votar por este presidente

Haciendo un análisis de la realidad del año pasado, con un esquema de partidos políticos, desafortunadamente inexistentes, que no nos representaban, que tampoco reflejaban las necesidades de la nación, el resultado de la elección fue ese.

Me parece que el resultado de esta elección es lo que correspondía, los guatemaltecos deseábamos algo nuevo, pero, además, la propaganda bien hecha, ni corrupto ni ladrón, también se identificó con ese sentimiento de repudio a la corrupción.

No creo que nos hayamos equivocado, los que votamos o votaron por esa opción; pero lo que sí es un hecho es que el presidente Jimmy Morales debe corresponder con hechos positi­vos a ese voto honesto y bien intencionado que le dio la población.

¿Usted cree que lo ha hecho?

No ha tenido los resultados que todos aspira­mos de su mandato.

Se menciona que el Presidente no manda, sino la juntita, ¿qué opina?

Desde el momento en que asumió la responsa­bilidad de ser presidente, debió asumir los retos que conllevaba, así que con juntita o sin juntita, él es el responsable de gobernar este país.

Las manifestaciones en la Plaza el año pasa­do han cambiado al país, ¿cómo se debe se­guir combatiendo la corrupción?

Es un combate permanente, institucional, que se debe llevar a cabo con todos los temas de la transparencia y eficiencia del gasto público. Adicionalmente es importante una ley del ser­vicio civil, que privilegie a los buenos emplea­dos públicos, que puedan hacer carrera, pero demostrando que pueden aportar al país con positivismo; el combate a la corrupción se debe mantener intensamente.

¿Ha habido avances con las investigaciones del MP y la CIGIG?

Han logrado resultados en sus investigaciones, ahora están en prisión autoridades del anterior Gobierno, y eso es un mensaje positivo que se manda a la población, de que se pueden hacer bien las cosas, pero quien cometa hechos de corrupción será castigado.

Hablando del Congreso, un organismo reple­to de corrupción, ¿cómo lo evalúa?

Haciendo un recorrido histórico sobre su accionar desde 1986, nos hemos dado cuenta de que en nada, o casi nada, ha beneficiado a Guatemala, aprueban leyes de manera precipitada, muchas arbitrarias, que en áreas del desarrollo nacional, lejos de dar soluciones han creado problemas, incluso los parlamen­tarios no se identifican con las comunidades que los eligen. En la vida democrática del país hay un desencanto de la población hacia ese organismo, con señalamientos recurrentes de corrupción, manipulación en las leyes, falta de discusión; porque los diputados ni siquiera las discuten, sino que obedecen a instrucciones, y de esa forma no puede existir un avance.

¿Y el Organismo Judicial?

Ha habido avances, pero creo que debemos seguir fortaleciendo el sistema, acercando la justicia a la población, porque existe un sentimiento de que los procesos son muy prolongados y ahí debemos aplicar normas de eficiencia, para que, efectivamente, las personas obtengan resultados adecuados a las gestiones que realizan.

¿Qué recomienda a la población para elegir mejor a los políticos?

Lo importante es que más guatemaltecos, hombres y mujeres, se involucren en la búsqueda de soluciones para el país, que participen en política. Realmente Guatemala necesita de sus mejores elementos en la política partidista, porque, si hoy vemos, no tenemos partidos representativos, no hay lide­razgo político, y no nos queda mucho tiempo, pues ya estamos a tres años de las elecciones; es un esfuerzo que hay que hacer para que los guatemaltecos buenos y honestos se involucren.

 

Comentarios

comentarios

Mas en Economia y empresas

navidad

Consumo, eventos y diversión: ¡Bienvenida temporada navideña!

muestra-de-la-coleccion

TOTTO se alista para fin de año con tecnología, innovación y funcionalidad

bodegonas

CALIDAD INMOBILIARIA inicia construcción de DISTRIBODEGAS 4

foto-original-1

Ron Colonial: una exquisita bebida guatemalteca hecha arte

cremas

Huawei y Los Cremas presentan el smartphone Nova

img_2158

Presentan 10 propuestas para simplificar procesos para la exportación

fotografia-oficial

Grupo Distelsa cierra el 2016 con el crecimiento de cadenas Tecno Fácil

construccion

Los temores de los empresarios

superintendente-solorzano-foppa

Comienza plan de fiscalización de fin de año 2016

naviera1

Transporte marítimo, ruta competitiva para Guatemala 

luces2

El Show de Luces Campero será el 11 de diciembre, dedicado a los guatemaltecos que brillan

un-dia-para-dar

Fundación Tigo y HIP se unen al movimiento mundial #UnDíaParaDar